Viena en carruaje de caballos

Un importante destino de nuestro viaje en bicicleta por el Danubio es la maravillosa ciudad de Viena. Ya sea partiendo de allí en dirección a Budapest o como destino final en nuestro recorrido desde Linz o Passau, Viena es una ciudad que permite combinar el relax con el entretenimiento, y descubrir una extraordinaria cultura.

Mariahilfestrasse

Mariahilfestrasse

Esta elegante ciudad ofrece todo lo necesario para pasar una estadía inolvidable. Estas son algunas de las cosas más importantes para ver en tu paso por esta ciudad; y lo mejor es que muchas de ellas puedes alcanzarlas montado en tu bicicleta.

Palacios antiguos, catedrales y viviendas modernas

Residencia de verano de emperatriz Sisi

Residencia de verano de emperatriz Sisi

Lo que en un primer momento asombra de la ciudad de Viena es su grandeza imperial, resultado de un pasado glorioso.

Casi imposible no notar los suntuosos e imponentes palacios a lo largo de la “Ringstrasse“. El principal de ellos es la antigua sede de la familia real, el “Hofburg“, donde vivía la famosa princesa Sissi. Los dormitorios y las salas de estar están decoradas en un estilo lujoso y están en expuestas al público.

La catedral de San Esteban, cuya característica particular son los 250.000 azulejos esmaltados que conforman su techo, es un edificio tan grande y majestuoso que incluso se tienen dificultades para contenerlo dentro del objetivo de una cámara.

Otra estructura impresionante es el antiguo “Burgtheater“, uno de los teatros más importantes de Europa. Se considera una obra maestra absoluta. En su interior hay numerosos frescos, incluidos los del gran Gustav Klimt.

viena museo

Museo

Viena se considera, erróneamente, una ciudad aburrida. Esta ciudad es el resultado de una fusión entre tradición e innovación, en permanente cambio. Nunca es aburrida porque siempre hay cosas nuevas que ver y descubrir. Como las casas del “Hundertwasser“, un barrio particular que consiste en un complejo de edificios coloridos e inusuales, decorado con fantasías y formas extrañas, que ciertamente no pasan desapercibidas. Un ejemplo sobresaliente de viviendas sociales modernas.

Arte y cultura por doquier

Viena, es una ciudad rica en arte y cultura y, entre tantas cosas para visitar, se encuentran algunos museos como el “Museo de Bellas Artes“. Menos famoso que el Museo Británico de Londres o el Museo del Louvre en París, pero de gran prestigio, ya que contiene muchas de las obras maestras del mundo, descubiertas en los últimos años durante el gobierno de los Habsburgo.

El “Museo Albertina” es otro museo para visitar porque contiene valiosas pinturas de todas las épocas.

Para los amantes de la música, Viena ha acogido a algunos de los músicos más famosos del mundo, entre muchos otros: Amadeus Mozart, Ludwig van Beethoven y Franz Schubert. Y es por eso que es esencial una parada en la “Casa de la Música” en el corazón de la ciudad, en cuyo interior se disponen atractivas e interactivas exposiciones sobre la música antigua y moderna, apreciadas por todos sin importar la edad.

QUIZÁS TE INTERESE: