Budapest

Budapest, la brillante capital de Hungría, es una de las ciudades más románticas y divertidas del mundo.

Budapest, además de sus múltiples atractivos,  es una capital que ofrece un viaje cultural a través de la historia de Europa: el majestuoso Castillo de Buda, el diseño único del Parlamento, los balnearios de fama mundial, o la primera línea de metro del continente, son sólo algunos hitos del rico patrimonio de la ciudad. Además, cuenta con amplias avenidas y verdes parques, perfectos para disfrutar de nuestros viajes en bicicleta por el Dabunio, grandes mansiones estilo art nouveau, vibrantes iglesias decoradas, animados cafés, salas de conciertos entre las mejores del mundo, y una famosa cocina.

También hay muchos museos, la segunda sinagoga más grande de Europa y la tercera más grande del mundo, el hermoso Teatro de la Ópera, pero también muchos e interesantes lugares modernos. Uno de ellos es el Parque de las Estatuas, un parque temático con llamativas estatuas de la época comunista, que se encuentra en las afueras de la parte central de la ciudad.

BUDAPEST

Entre tantas otras cosas, Budapest es también la ciudad de los puentes. El Danubio la divide en dos partes – Buda y Pesta -, y el río es atravesado por 14 puentes. Uno de los más famosos es el Puente de la Cadena, de 380 metros de longitud.

Desde hace unos 30 años, el Festival de Primavera ha sido uno de los más grandes eventos culturales de Hungría. Además de conciertos de música clásica y jazz, hay representaciones teatrales, proyecciones de películas, programas al aire libre y otros eventos similares.

Budapest es a menudo llamada la capital del Spa, con el mayor número de fuentes termales en el mundo, dentro de los límites de la ciudad. Existen muchos tipos de balnearios, desde los históricos baños turcos estilo Art Nouveau a modernos baños, balnearios médicos y también sociales y de relax localizados en la capital húngara. La cultura del baño lleva a los visitantes hasta la época de los antiguos romanos.

Budapest

Gracias a su notable arquitectura, infraestructura, y una vista inolvidable al río y desde el río, el panorama ribereño de Budapest está clasificado en la lista del patrimonio mundial de la UNESCO.

Una amplia gama de cruceros surcan el Danubio y es algo que cada visitante debería experimentar.

Durante la noche, la ciudad que solía ser uno de los dos centros del Imperio Austro-Húngaro, casi no se puede reconocer: de repente cambia y se convierte en un lugar vibrante, joven y artístico.

Los visitantes dispuestos a olvidarse de dormir, pueden disfrutar – de acuerdo a las preferencias personales – elegantes bares o pubs subterráneos; restaurantes económicos o elegantes donde probar su gastronomía, las típicas sopas, guisos y carnes de todo tipo aunque, sin duda alguna, la receta estrella es el goulash.

La ciudad de Budapest es un lugar de celebración de grandes eventos culturales y docenas de festivales. Uno de los más populares es el Festival de Sziget, organizado en una isla del Danubio, con casi medio millón de visitantes cada verano.

También se organizan una serie de eventos en el Día del Danubio, el 29 de junio, para celebrar el río y su importancia para la historia y la vida moderna de Budapest.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

code